Carta 21 de Ruber Carvalho al presidente Morales


Carta 21
¿Se le puso mundo al revés, presidente?

Ruber Carvalho

Después de casi medio siglo de caminar al revés en la ruta de los 500 años, Cuba acaba de permitir la venta de hornos microondas, ollas de presión, computadores ( chafalonía china a precios que sabrá quien podrá pagar si los cubanos sólo ganan 20 pesos al mes) y telefonía celular entre otras cosas de la era moderna; artículos restringidos a la gente y sólo permitidos a los funcionarios del estado y extranjeros; además de, ¡Oh gran cosa!, los cubanos, por fin podrán alojarse en sus propios hoteles! Y eso había sido socialismo! Eso había sido la “revolución”. Con semejantes medidas capitalistas y neo-liberales la gente se pregunta si no habrá muerto Fidel.

En el mundo al revés, Bolivia, comenzando el camino del “eterno retorno” – al ayllu- acaba de cancelar las exportaciones, porque la “revolución” de Alasita no necesita vender nada, porque nadamos en abundancia gracias a la cocaína y la platita que mandan nuestros parientes que lavan platos en el extranjero. Aunque sí seguimos importando de todo como en la Venezuela saudita. En eso había consistido nuestro gran salto indigenista y originario, cocalero y folklóricamente totalitario.

Así lo ve la gente desde adentro y desde afuera; desde la distancia, compadeciéndose de nuestra chatura moral, intelectual y de nuestra pobre visión de ver el mundo desde el ombligo de la pachamama: todo en pequeño, las pequeñas cosas, pequeño productor, pequeño empresario, pequeño industrial, pequeño comerciante, pequeño intelectual, pequeño político, pequeño pillo. País de Alasita el nuestro, presidente. 50 años tardó Cuba para llegar a la olla de presión; a nosotros nos va a faltar otros 500 años para llegar a entender que el ser sobre la tierra, animal o humano- que es lo mismo- tiene derecho a la libertad de pensar, de expresarse, de vivir dignamente, de gustar lo que le gusta, de vivir como los otros o de disentir y mandar al carajo las cosas que no le gusten, como su gobierno, por ejemplo. Este es el país, sin ser catastróficos, que en lugar de avanzar, tiende a retroceder, a la mediocridad, a la caverna, al color de la piel como símbolo de superioridad racial. Es el país- ahora- de la estupidez, de las svásticas rojas y el populismo amarillo.

O cómo ve Ud. el país, presidente? Aunque la pregunta es ociosa, porque al parecer Ud. sólo ve lo que sus adulones quieren ver; tan ensimismado está en las nubes del poder, de la vanidad, de la auto contemplación, de la soberbia- y todo tan precario, presidente, tan pasajero como la vida misma; hasta Fidel se muere! Este país, su país que cada día es menos nuestro y cada vez más de quienes desde el poder lo dividen fabricando odios regionalistas y totalitarismos fascistas se está yendo al bombo en ese artilugio de las pequeñas cosas. Hablar de la gran empresa, de los grandes proyectos, de la gran industria, es volvernos oligarcas, neoliberales e imperialistas. Porque este país, presidente, su país, que tuvo la desgracia de elegirlo como presidente, su pequeño presidente, su pequeño indio -como le gusta autoflagelarse- con sus pequeños asesores, pequeños militares, pequeños campesinos, es un país de mentira, con un terrible complejo de enanismo mental, de inferioridad social y racial, donde es prohibido crecer, prohibido aprender, prohibido mirar, prohibido oír. Un país de juguete, un país nada, presidente. Desde que Ud. accedió al poder no se ha generado un solo pequeño empleo, paro si van más de 30 pequeños muertos.

Que atrás quedó aquello que había aprendido en sus primeros viajes, respecto a que lo más importante para un país era exportar y con valor agregado. Ahora pretendemos exportar- si es que exportamos- hierro sin valor agregado, como lo hacemos con el petróleo, el gas y los minerales. Cuando la soya se hizo aceite, es mejor sacarla en granos, lo dijo el patético “sabio” aquel de los 25.000 libros.

Siente el olor, presidente? Es el mismo que nos ha hecho notar días atrás uno de nuestros más claros analista político recordando a Hamlet: ese olor a podrido que se huele en todas partes, aunque principalmente en la plaza Murillo. Ese mismo olor se sentía en el octubre de Goni, cuando las ratas abandonan el barco y su vicepresidente le serruchaba el piso en ese patético palacio de todos los desgobiernos que se han sucedido en este país de Alasita. Unos dicen que la hedentina parte además de su palacio, como entonces, de la vicepresidencia, otros que desde ciertos movimientos llamados sociales que en realidad no son otra cosa- como usted lo sabe perfectamente- que una mafia de sindicateros carnetizados de todos los gobiernos que bailan al son que pongan (en dólares americanos); otros tienen olor a petróleo y gas, y todos comienzan a vestirse con conocidos ropajes camaleónicos “de terceras vías”, de “alternativas” minusválidas, como las que suelen aparecer cuando se cae la estantería. Ahora huele a lo mismo. Mosca, presidente! Ojo! No pierda de vista a sus adulones y mire hasta debajo de sus chuteras ahora que se las da de futbolista! Quizá no lo vayan a tumbar todavía porque sin Ud. ellos son nadie; simplemente quieren chuparle hasta la última gota de sangre y dejarlo por ahí tirado como una chullpa política sin oficio ni beneficio como todas las chullpas.

Según encuestas reales, que debe conocer mejor que el resto de los mortales, incluida la despelotada oposición, Ud no llega al 35% (otras hablan del 27%) si hubiera elección presidencial en este momento; que su segundo no llegue al 15% no es la cuestión. Su problema es de aritmética política; bajar 20 o 30 % en dos años es una derrota total, letal e irreversible que no tiene arreglo ni con mediaciones de cardenal, ni con diálogo de sordos. Ud. se farreó el voto de la gente que lo creyó y punto (yo voté en blanco). Ud. habló de cambio y no hubo cambio, y cuando su gente, sus empleados, dicen que antes era peor, no es ese el problema porque Ud. dijo que todo iba a ser distinto, no era cuestión de igual o peor, sino de diferencias que no existen. Ni siquiera ha sido mejor que García Meza.

Desde la glorificación de su casa, de su traje trucho de entronización; sus chamarras seudo-militares y su huayno llorón del malquerido, ahí se vino abajo. Esa es la respuesta al “Cuando se jodió Evo Morales?” En dos años de su mala gestión subió el pan (alimento básico y universal de la humanidad) que se mantuvo estable en el neo-liberalismo y se achica y encarece en su “revolución” (que los cambas coman yuca dijo un ministro ignorante que no sabe que la yuca es más cara que el pan); subió la canasta familiar, el transporte, la vivienda, las medicinas, y si bien aumentó los ingresos petroleros con los nuevos contratos, y estamos nadando en cocaína y sus lavanderías, nadie ha invertido un solo dólar- aparte de las promesas en los papeles que se los lleva el viento. Disminuyó el IDH a las prefecturas y anda que se muere para que los gringos le prorroguen el ATPDEA; convirtió a YPFB en una agencia de empleos para su partido y se está quedando desacreditado ante sus socios argentinos y brasileños porque no puede cumplir sus compromisos, porque sencillamente no hay quien explore ni explote el gas, porque sus ex bloqueadores no sabe como hacerlo. Eso fue la nacionalización, presidente? Ni siquiera se ha animado a derogar el 21060, y nos viene a hablar de anti neoliberalismo!

Se ha puesto a escuchar detrás de las puertas, presidente, lo que dicen las secretarias, los ujieres, el chofes y los guardias? Cuando ya comienzan a reunirse los grupos “alternativos”- generalmente los que se quedaron sin pegas y no recibieron prebendas- y critican al uno y otro lado, cuando días antes eran totalmente uña y mugre con su gobierno es porque se alistan para el velorio. Así fue cuando Goni, presidente. Eres tú Brutus? Repitió como César aquella frase que se repite con tanta frecuencia en la historia de la traición política. Claro que el Brutus de Goni era Mesa y el de Ud., quién será?

Se vio en la reciente Cumbre de Santo Domingo del Grupo de Río?. Estuvo patético y fuera de lugar, presidente. Debió haber hecho como Lula, no ir porque el tema no era suyo, era de Ecuador y Colombia, y Ud. sale con su huayño triste de que la embajada quiere tumbarlo y para estar a tono con el tema: que también le decían narco y terrorista y que USAID y que Estados Unidos, y que el imperialismo, presidente, y no se daba cuenta que sus colegas que ya no lo miran con paciencia sino con desazón porque su discurso está más rayado que una cebra. Ud. vino a decirnos, presidente, que en esa reunión todos los países apoyaron a su gobierno cuando su monotema fue un por aquí pasó quizá a la hora de los cafecitos en los corredores: “hay que ayudar al indio, como lo llama paternalmente su tutor” eso se dice hasta en las cumbres. No se si se dio cuenta, pero la prensa internacional no registró ninguna foto suya? Es que ya pasó la época de las chompas, el folklore y las chamarras. Es la hora de los hechos.

Y déjese ya presidente de seguir mintiendo y manipulando a la gente con lo del veto de la FIFA; que discriminan al país por su presidente indio. El tema de la cancha paceña, presidente, y Ud. lo sabe, es un problema de la altura, no es contra Bolivia, es un problema técnico. Pero Bolivia tiene a Santa Cruz, que también es Bolivia y en su cancha se pueden zanjar todos los problemas de este tipo con las instituciones internacionales del Fútbol. Tampoco es cierto que la FIFA prohíba el fútbol en los campos de altura- cada quien puede hacerlo donde le da la gana- El veto se refiere a las competencias internacionales donde no intervienen solamente los equipos de La Paz , Potosí o el Tibet….Pero claro, a Santa Cruz, nada!

Como aseveraron los prefectos en las reuniones pasadas. Nadie que no sea Ud. podría gobernar desde la actual sede de gobierno. Pero, en contrapartida, Ud. no puede gobernar- y en los hechos, ya no gobierna, – por lo menos en seis departamentos del país. ¿Cuál es la salida? Si Ud. es una especie de prefecto con tres departamentos, dos de las cuales, cada vez están más cerca de ser autónomos, sólo le quedaría La Paz o El Chapare, que es parte de un departamento cuya capital no es de su gobierno. ¿O no?

¡Y ojo, presidente! Ya surgen como suchas tras la osamenta “las terceras vías” (sus herederos con carta notariada): “ni con los oligarcas cruceños ni con los ponchos rojos del MAS”; son los mismos de siempre, rezagados y oportunistas que ya fracasaron estruendosamente en esa construcción seudo maquiavélica de “terceras opciones” que no existen, los pescadores en río revuelto del ”por si surte” de la política nuestra. Ahí van ellos, sin rubor ni vergüenza! Esperando que Ud. termine como su antecesor, loco, con los cables revueltos y los chips cambiados, henchido de vanidad y paranoia, dando vueltas solito por la plaza Murillo, contemplado las montañas, esperando el aura imposible de la pachamama en los batallones de millones de ponchos rojos y verdes que acudan a salvarlo, y mañana escribirá o le escribirán sus memorias megalómanas, con letra y música de los quinientos años de lloro echándole la culpa de su caída a la oligarquía cruceña que tanto envidió y odió, y todo por el complejo de no haber sido cruceño! (como diría doña Almanzora Pozo, cuando ni a Ud. ni al otro los invitaron a la fiesta del Club) Y terminará repitiendo a lo largo de su locura que ganó con el efímero y volátil 54%, al unísono de su colega que repite mintiéndose asimismo que cuando cayó tenía el 74% (En Santa Cruz nunca pudo llegar al 10%)

Si Ud. se cae presidente, es porque quiere caerse; porque se cansó y cansó a la gente de repetir el mismo discurso. Y ahora no le queda otra que repartir focos o jugar fútbol con Maradona

En su obcecada fobia anticruceña que le está por producir un infarto el 4 de mayo, acaba de empujar a algunas organizaciones supuestamente indígenas del oriente a declararse “autónomas” para que desconozcan a sus autoridades elegidas democráticamente (las organizaciones sindicales, lo hemos dicho tantas veces, son dictatoriales y totalitarias) anunciando que “desenterrarán sus arcos y flechas” para defender su autonomía originaria. Me imagino que a ellos no se les exigirá estatutos homologados al proyecto masista y sus recursos “propios” llegarán directamente de Venezuela sin pasar por contralorías, impuestos, renta, etc. Tendrán justicia comunitaria -tipo collasuyo- para matarse cuando les venga en gana incluyendo perros y gatos, y como no tienen maestros o instructores educativos estudiarán con el método Tchoqewankqa, leyendo en las arrugas de la gente y a falta de piedras tendrán sexo con los árboles. Seguramente deberán importar flechas chinas de plástico porque hace ñaupas que no las han visto ni en los libros las que fabricaban sus antepasados, ya que en las cantinas sólo se vende trago y la chonta es buscando en el campo. Y se vestirán de pieles rojas norteamericanos como en el carnaval para las fotos turísticas…

Tan mal está, presidente, que hasta recurre a la iglesia católica en la que no cree ni de cerca ni de lejos no obstante haber hecho ella y sigue haciendo tanto por Ud. con sus curas y monjas oenegenistas, a pesar de haber cambiado hasta la fórmula del juramento tradicional en las ceremonias palaciegas con la señal de la cruz y los santos evangelios…

El país estará atento a la evolución de su locura hasta el 4 de mayo. Ojala tenga cura.

Anuncios

2 comments

  1. Anonymous · abril 6, 2008

    zzzzzzzzzzzzzzzz a mitad creo que me quede dormido que perdida de tiempo!

    Me gusta

  2. Pablo Alvestegui · abril 8, 2008

    Anónimo 8:35

    Gracias por pasar por acá, estimado Anónimo. Siento mucho que esta vez el post haya sido tan largo y te parezca aburrido. Intentaré, en el futuro, no pegar artículos muy largos.

    Ahora, si es o no una pérdida de tiempo el leerlo es ya algo subjetivo. yo no lo pensé así… por eso lo “posteé”

    Un saludo.

    Me gusta

No te quedes callado. ¡Opina!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s